Garantía de movilidad con estrella.

Remolque de autobuses y trenes: con el Unimog, por supuesto.

En Stadtwerke Krefeld (SWK), todo gira en torno a la movilidad. Y el nuevo Unimog U 423 garantiza que las ruedas sigan rodando. Cuando se quedan atascados, se encarga de que los autobuses y trenes vuelvan a rodar de maravilla.

El reino de Jörg Lingel está compuesto nada menos que de 160 autobuses en hora punta, 40 tranvías y toda una brigada de vehículos de eliminación de desechos y de limpieza. Como jefe de flota de SWK MOBIL GmbH, no solo es responsable de sus adquisiciones. También es su obligación garantizar la movilidad de su enorme parque móvil.

Para ello, cuenta desde hace poco con un nuevo U 423 en su flota. Y es que continuamente ha de salir alguno de los especialistas del equipo movilidad de seis miembros de Jörg Lingel para remolcar algún vehículo siniestrado a la terminal; la mayoría de las veces, tras un accidente con usuarios de la vía imprudentes. «Nos hemos decidido expresamente por el U 423 con embrague manual con convertidor de par y batalla corta», revela el jefe de la flota, Jörg Lingel, «porque, a menudo, los autobuses o trenes se quedan inmovilizados precisamente en puntos muy estrechos y de difícil acceso. Así que los conductores suelen tener que maniobrar en los espacios más pequeños».

Con 40 toneladas en el acoplamiento.

Si se queda inmovilizado un tranvía, por ejemplo, el acoplamiento de Egger equipado en la parte trasera del nuevo Unimog entra en acción. «Con él, remolcamos sin problemas un tranvía siniestrado al taller sin cargar el acoplamiento del vehículo. Eso supone unas 40 toneladas de masa en vacío», explica Jörg Lingel. «Como vehículo bivial, se podrían alcanzar incluso hasta 100 toneladas de masa máxima remolcable sin frenos en servicio vial», añade Ralf Borauke, que configuró el Unimog de Jörg Lingel en RKF-Bleses GmbH, concesionario oficial de vehículos especiales Mercedes-Benz, tal y como está hoy en las instalaciones.

El contenedor de accesorios perfecto siempre a bordo.

Jörg Lingel está especialmente encantado con el sistema de elevación Jotha CombiCon 5018U, montado en el Unimog como carrocería intercambiable. «Lo equipamos de inmediato con el contenedor adecuado para cada uso», explica el jefe de flota. Hasta ahora, las herramientas especiales, el equipo de elevación y los dispositivos de remolque se remolcaban al lugar de uso con un remolque separado. «De este modo, no solo nos ahorramos una gran cantidad de tiempo, sino que ganamos movilidad in situ», cuenta con entusiasmo el jefe de equipo del grupo de trabajo móvil de SWK.

Los remolques también eran remolcados por el predecesor del U 423, un U 400 color plata equipado con una grúa de 20 toneladas métricas. «El "viejo" aún está plenamente en forma, pero nos alegramos de poder descargarlo de las tareas de remolque y maniobra», explica Jörg Lingel. El 400 es algo así como la herramienta universal de la flota especial de SWK. Solemos necesitar el Unimog con grúa para trabajos de mantenimiento y reparación en la empresa Netzgesellschaft Niederrhein, que garantiza la seguridad de la red como proveedor eléctrico de la región.

Si, al mismo tiempo, un tranvía se queda inmovilizado por un accidente del que no ha tenido la culpa, un solo Unimog de servicio se nos quedaría corto. Con el «nuevo», eso ya no sería un problema. En principio, el potencial de uso para Jörg Lingel se ha más que duplicado desde la incorporación del 423.

La seguridad es el máximo mandamiento en SWK.

Además del acoplamiento de Egger y el sistema contenedor de Jotha, Jörg Lingel encargó, ante todo, una gran cantidad de iluminación adicional para su Unimog. «Entre nuestras tareas, suele haber trabajos en áreas remotas. En los meses de invierno, solemos trabajar en plena oscuridad, por lo que necesitamos una gran cantidad de luz para poder desempeñar las tareas de manera efectiva».

«Por lo general, equipo los vehículos de nuestra flota con todo el equipamiento de seguridad que haga falta, ya que tanto la seguridad de nuestros empleados como la de los otros usuarios de la vía es el máximo mandamiento para nosotros». Y no se trata de ninguna excepción, según el especialista de Unimog, Ralf Borauke, de RKF-Bleses. «Es bueno ver que incluso los clientes de empresa están dispuestos a invertir en sistemas de seguridad a la hora de equipar sus vehículos».

Un equipo de especialistas en mecatrónica.

El equipo que conduce el Unimog a sus lugares de trabajo está compuesto de seis especialistas en mecatrónica y el jefe, Jörg Lingel. Eso supone que, cada seis semanas, el jefe de flota debe pasar una semana con disponibilidad ininterrumpida. Así que Jörg Lingel está deseando que llegue su próxima salida con el nuevo Unimog. «Espero que no me pille una tan dura como la de hace tres años», dice el jefe, sonriendo. «Aquella vez tuve que salir porque tuvimos una helada relámpago en Krefeld. Se quedaron inmovilizados cinco autobuses a la vez; uno de ellos se quedó atascado en una zanja fuera de la ciudad. Yo mismo me quedé atónito con la potencia con la que el 400 iba remolcando autobús tras autobús para liberarlos», recuerda Jörg Lingel.

Y, con toda seguridad, el nuevo U 423 no le decepcionará en cuanto a maniobrabilidad, agarre y capacidad de carga remolcada. El equipo de conductores se compone de especialistas en mecatrónica que llevan mucho tiempo en el equipo de taller de SWK y que, por lo general, ya han sido formados en estas tareas, ya que, para trabajar con el nuevo Unimog, no basta en absoluto con tener permiso de conducción para camiones. «Para salir a la montaña hay que valer», explica Jörg Lingel. «Cuando se trata de remolcar, hay que actuar con especial rapidez para que el tráfico de Krefeld vuelva a funcionar correctamente en breve».

Un poco más tarde, comprobamos a lo que se refiere el jefe de flota Lingel. Un tranvía en prácticas se ha quedado inmovilizado cerca de las instalaciones de la empresa y está bloqueando una de las líneas principales de la red ferroviaria de 80 kilómetros de SWK. Tan solo 15 minutos después, la puerta principal de las instalaciones de la empresa se abre y aparece el Unimog con el coloso de 40 toneladas en el gancho. «Cambia el gancho» y arrastra el tranvía hacia atrás a la nave taller de SWK MOBIL GmbH – y el tráfico urbano vuelve a ir como la seda.

hidden-xs
visible-md and up (hidden-sm and down)
visible-lg and up (hidden-md and down)
visible-xl